Seguridad y crecimiento, ejes del PND; presidente: adiós a ‘la bancarrota neoliberal’

0
35


CIUDAD DE MÉXICO.

El Plan Nacional de Desarrollo (PND) 2019-2024 tiene entre sus principales objetivos atajar la violencia, eliminar la corrupción e impulsar el crecimiento económico.

La estrategia, entregada a la Cámara de Diputados para que por primera vez la discuta y la apruebe, fue delineada a través de encuestas por internet, mesas sectoriales, foros estatales y “especiales” en México y Estados Unidos.

El PND establece que el objetivo de la política económica será retomar el camino de crecimiento con austeridad y sin corrupción, con un promedio sexenal de 4%, estabilidad macroeconómica y disciplina fiscal, así como el aumento de la recaudación.

Señala que el combate a la corrupción debe ser frontal porque ha sido el principal inhibidor del crecimiento.

Aclara que la guerra contra las drogas terminó y en su lugar se aplicará una política de prevención y tratamiento de adicciones.

El presidente Andrés Manuel López Obrador afirmó que el plan es una agenda propia que sacará al país de “la bancarrota neoliberal” en la que lo colocaron otros gobiernos. No tiene tecnicismos, dijo, porque no se trata de entregar la visión de expertos, sino plantear soluciones a los problemas del país.

 

Priorizan bienestar y pacificación

 

Tras entregar al Congreso de la Unión el Plan Nacional de Desarrollo (PND) 2019-2024, el presidente Andrés Manuel López Obrador aseguró que, después de 36 años, “por fin México tiene una agenda propia” que sacará al país de la “bancarrota neoliberal” en la que lo colocaron las anteriores administraciones federales.

De acuerdo con el jefe del Ejecutivo, el documento no contiene tecnicismos, porque la idea no es entregar la visión de los “expertos”, sino hablar de las soluciones a los principales problemas del país, como la corrupción y la inseguridad, y ser accesible a la población.

La Cuarta Transformación significa, también, un cambio de mentalidad… Entonces, eso es el nuevo plan, hoy se da a conocer, se pone a consideración de todos los mexicanos; y que haya polémica, que se lea, que se cuestione y que haya aportaciones también”, comentó el Presidente.

 

Plan Posneoliberal

En su introducción, el PND destaca que es una propuesta posneoliberal en la que no se excluye a nadie, busca ser inspiración para el mundo y se considera que el desarrollo no es contrario a la justicia social.

El documento describe los 12 ejes rectores a partir de los cuales se dará atención a las demandas de los mexicanos y se arreglará el “desbarajuste” al que fue conducido el país por parte de quienes lo gobernaron en los últimos cuatro sexenios.

Los lineamientos son: honradez y honestidad; no al gobierno rico con pueblo pobre; al margen de la ley nada, por encima de la ley nadie; economía para el bienestar; el mercado no sustituye al Estado; por el bien de México, primero los pobres; no dejar a nadie atrás, no dejar a nadie afuera; no puede haber paz sin justicia; el respeto al derecho ajeno es la paz; no más migración por hambre o violencia; democracia significa el poder del pueblo, y ética, libertad y confianza.

Tras enumerar los principios rectores, se explica que el combate a la corrupción debe ser frontal, porque ha sido el principal inhibidor del crecimiento económico.

En el caso de la economía para el bienestar, se precisa que la política económica “no es producir cifras y estadísticas armoniosas”, sino generar bienestar para la población.

Los macroindicadores son un instrumento de medición, no un fin en sí. Retomaremos el camino del crecimiento con austeridad y sin corrupción, disciplina fiscal, cese del endeudamiento, respeto a las decisiones autónomas del Banco de México, creación de empleos, fortalecimiento del mercado interno, impulso al agro, a la investigación, la ciencia y la educación”, describe.

Además, se enfatiza que el Estado recuperará su fortaleza como garante de la soberanía, la estabilidad y el Estado de derecho.

En el nuevo modelo de seguridad, el plan señala que la guerra contra las drogas se terminó y en su lugar se aplicará la política de la prevención y el tratamiento de las adicciones.

Adicionalmente, se destaca que se impulsarán los procesos regionales de pacificación con esclarecimiento, justicia, reparación, garantía de no repetición y reconciliación nacional.

 

Consultas y foros delinearon ejes

 

Encuestas por internet, foros estatales y “especiales” en México y en Estados Unidos, así como mesas sectoriales y una encuesta realizada a niñas, niños y adolescentes delinearon el Plan Nacional de Desarrollo (PND) 2019-2024 del presidente Andrés Manuel López Obrador, resultando la “inseguridad, violencia y la corrupción” los primeros focos rojos.

De acuerdo con el documento que el Ejecutivo envío este martes a la Cámara de Diputados para solicitar, por primera vez, su aval, el proceso de consultas del PND 2019- 2024 se realizó del 28 de febrero al 15 de abril de 2019 y consistió en la elaboración de una encuesta ciudadana por internet, el foro nacional de participación ciudadana Planeando Juntos la Transformación de México, 32 foros estatales (en Guerrero se realizaron tres), 29 foros especiales, 13 foros en EU, 87 mesas sectoriales y una encuesta realizada a niñas, niños y adolescentes.

Los sectores consultados fueron ciudadanos, sector privado y académico, organizaciones civiles, pueblos y comunidades indígenas, grupos de mujeres, personas con discapacidad y mexicanos que residen en EU.

Sus propuestas también fueron recibidas por el gobierno de forma física en los distintos foros y mesas, y de forma electrónica en la página y correo oficiales del PND.

Las opiniones y preocupaciones expresadas a través de la consulta ciudadana enriquecieron los diagnósticos y el plan de acción que el gobierno de México implementará durante los próximos seis años. Estos insumos no solamente nutrieron el PND, sino que continuarán nutriendo el quehacer gubernamental a través de los programas derivados del plan”, señala.

Por ejemplo, la consulta ciudadana Planeando juntas y planeando juntos, que se llevó a cabo vía electrónica entre el 4 de marzo y el 15 de abril, arrojó 13 problemas que la gente pidió que el gobierno atienda en el siguiente orden de prioridad: inseguridad; violencia; corrupción; desempleo o empleos mal pagados; falta de acceso y mala calidad de los servicios de salud; falta de crecimiento económico; pobreza, y marginación.

Después: dar solución al sistema de justicia deficiente, la falta de acceso y mala calidad de los servicios educativos, la desigualdad y exclusión social, económica y regional, el cambio climático y deterioro del medio ambiente, y la falta de infraestructura o mala infraestructura, la falta de respeto a los derechos humanos y la discriminación.

Dicha consulta concentró la opinión de siete mil 458 personas en el territorio nacional.

Ante este panorama, el PND especifica que el gobierno de México impulsará el desarrollo de una red de comunicaciones y transportes accesible, segura, eficiente, sostenible, incluyente y moderna, que integre a todas las regiones en la dinámica de crecimiento, conecte a las personas en todo el territorio y facilite el traslado de bienes y servicios a través del país. Esto potenciará la competitividad de México y favorecerá un desarrollo económico equilibrado e incluyente. Para lograr el objetivo, el gobierno federal promoverá una visión de conectividad y logística multimodal que impulse el desarrollo regional de largo plazo.

Además, se complementará la infraestructura carretera con proyectos de conexión y transferencia modal para aumentar la eficiencia en transporte de bienes y servicios.

 

Prefieren carreteras a aeropuerto

 

Los mexicanos prefieren que el gobierno invierta en transporte público, carreteras y caminos rurales antes que en un aeropuerto, reveló la consulta ciudadana que se llevó a cabo para conformar el Plan Nacional de Desarrollo 2019-2024, que el Ejecutivo federal entregó a la Cámara de Diputados.

De acuerdo con los datos de la encuesta, entre 32% (que representa a mexicanos de 30 años o menos) y 41% (mexicanos de 65 años y más) de los participantes prefieren que el gobierno invierta en transporte público y entre 32% y 39% prefiere la construcción de caminos rurales y carreteras, mientras que sólo entre 5% y 10% de los entrevistados optaron por la construcción de un nuevo aeropuerto, y sólo entre 10% y 21% optaron por infraestructura ferroviaria.

 

 

cva

 

 





Source link

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here